Los Castro, planifican el pasado para Cuba

lunes, 2 de agosto de 2010


Lo de los hermanos Castro, los dos dictadores de cuidado, la vejez ha sido muy feliz. Nunca unos ancianos decrépitos, tendrían tanto poder, como para planificar una especie de máquina del tiempo gigante. Ya Una vez con un tristemente yatecito "embarcaron" a seis millones de personas en un viaje al desastre de todo lo vivo y lo espiritual de Cuba. Destruyeron la Isla, sus industrias, su agricultura, su idiosincracia, su arte, su educación, su todo.

Hoy ante el rechazo popular a los llamados del tirano II a sumarse en un plan de trabajo conjunto pueblo-sistema, resurge, como acabado de contraer un pacto misterioso con el diablo en su estancia en el infierno, resurge un Fidel más loco que nunca, más mentiroso que nunca y más imbécil que nunca, hablando de prisioneros torturados en EE UU, de guerras mundiales nefastas, catástrofes, apocalipsis, de guerras contra el imperio, de amenazas, practicamente, dandole un golpe de estado a Raúl, pero en realidad, lo que intenta es darle un golpe de estado al avance de la oposición en Cuba, a la apatía del pueblo, a la inexorable solución del problema cubano, que indiscutiblemente es la desaparición de Fidel Castro, de su hermano, de sus amigotes mafiosos y de sus sicarios.

Es una burla escuchar a Raúl diciendo que hay que eliminar el status de unico país donde se puede vivir sin trabajar, yo le rectificaría, "sobrevivir sin trabajar" pues ya se sabe quienes son los únicos que "viven" en Cuba.

Es una burla escucharlo hablar de la continuidad del socialismo, sin siquiera explicar a qué se refiere cuando dice socialismo. Es la segunda vez que Raúl pronostica que "Ahora si vamos a construir el socialismo"la anterior fué en aquel proceso de rectificación de errores. pero ya los cubanos han aprendido de esta demagogia, ya los cubanos han aprendido a que socialismo se refiere el Tirano II.

Verdaderamente, todo el mundo sabe que bajo la
dirección-represión de los Castro, nada bueno puede esperarse. Por demás, para nadie es un secreto que el golpe final a las dictaduras, históricamente le viene desde adentro, desde sus propias filas, y hoy cuando todo ha fracasado, avalado por más de cincuenta años en Cuba, no son todos los acólitos de ayer, los que están de acuerdo con ellos. Los Castro, saben muy bien que basta que se reunan solamente dos de sus seguidores, para que la conversación verse sobre ellos y sus ineficiencias e incapacidades. El sólo hecho de ambos gritar a los cuatro vientos la cohesión que existe en las instituciones de poder en Cuba, para que el pueblo comprenda que se está resquebrajando ese bloque de poder.

Presidente de Cuba, Raúl Castro, visita SalvadorImage by Fotos da Bahia via Flickr

Ya todo destruido, ahora en esta gigante máquina del tiempo, los Castro, si los dejan, llevarán al retroceso el país, y quien sabe donde pararemos, en este viaje al pasado, si en el medioevo o en la Edad de Piedra, si no les cortamos el paso definitivamente.



Enhanced by Zemanta

0 comentarios:

Publicar un comentario